[Img #46571]

Madera de desmonte en la Amazonia. (Foto: Wilson Dias/ Agência Brasil)

En el oriente de la cuenca amazónica la intervención humana ha afectado la estructura vegetal de las subcuencas, alterando tanto el ciclo del carbono en superficie como la retroalimentación entre la distribución de agua y energía.

En esta zona, específicamente en las cuencas de los ríos brasileños Araguaia y Xingú, en las que el ciclo hidrológico es irregular, desde mediados de la década del noventa la cobertura vegetal ha sido reemplazada por cultivos.

La Amazonia se conforma básicamente por bosques primarios y secundarios, en los que los árboles adultos son capaces de capturar importantes proporciones de dióxido de carbono –gas efecto invernadero– y de evapotranspirar en grandes cantidades. Esta variable permite controlar el ciclo hidrológico.

“Al transpirar, los árboles liberan hormonas a la atmósfera, las cuales actúan como núcleos de condensación que agrupan pequeñas gotas de agua, y al ganar masa se precipitan”, afirma el investigador Andrés Felipe Zapata, estudiante del Doctorado en Ingeniería – Recursos Hidráulicos de la Facultad de Minas de la Universidad Nacional de Colombia (U.N.) Sede Medellín.

Teniendo en cuenta esta información, el doctorando explica que en las zonas deforestadas, de cierto modo, se interrumpe el ciclo hidrológico y se generan sequías y cambios bióticos, físicos y atmosféricos: “cuando se talan los árboles maduros y se reemplazan por cultivos como soya o caña de azúcar disminuye el volumen de carbono capturado, y a su vez la tasa de lluvia”.

Fuente: http://noticiasdelaciencia.com/not/25975/la-deforestacion-altera-el-ciclo-hidrologico-en-la-amazonia/

October 20, 2017 11:10 am
Inicio




CONTÁCTOS:

Av. Diego de Almagro N32-133 y Andrade Marín - Quito, Ecuador. Telfs: (593 2) 254 8011 Fax: (593 2)250 2487 obctiessur@ciespal.org